En este momento estás viendo Preahorro, el método más fácil para ahorrar.

Preahorro, el método más fácil para ahorrar.

  • Categoría de la entrada:Finanzas Personales
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios
  • Tiempo de lectura:12 minutos de lectura

 

Por regla general dejamos el ahorro para lo último, si queda algo en la cuenta luego de todos los gastos, pues lo ahorramos. ¿Cuál es el inconveniente aquí? ¿Y si no queda nada de dinero que ahorrar? Otro mes que se te va y no no has guardado ni un duro.

Sé que tienes la intención y ciertos objetivos a los cuales destinar ese ahorro. Es por eso que con este post quiero que conozcas el método más fácil, cómodo e inteligente de ahorro y que esto se convierta en un hábito en tu vida.

Aunque si aún lo del ahorro no es lo tuyo, pero igualmente te pica el gusanillo, te invito a seguir leyendo. Te dejo un simple ejemplo para animarte a que lo hagas.
Si ahorras 1€/día, es decir, la cantidad de 30€/mes, en 20 años podrías acumular 7.200€ pero haciéndolo de manera inteligente, ¡¡podrías acumular más de 12.000€!!

✅ ¿Cómo formar el hábito del ahorro?

Formar un hábito requiere de 4 pasos: que sea obvio, atractivo, fácil y satisfactorio, esto según el libro “Hábitos Atómicos” de James Clear. ¿Lo has leído?

Por mi parte te dejo los tres puntos claves para incorporar el hábito saludable del ahorro a tus finanzas.

🔸 La constancia es la clave del éxito y es lo que marcará la diferencia.

🔸Tener un propósito definido, ahorrar por ahorrar no suele funcionar precisamente por falta de motivación.

🔸 Tener un método y de eso es lo que voy  a hablar hoy aquí.

Volviendo a los 4 pasos, cuando algo se nos presenta de manera práctica, asumible y al mismo tiempo satisfactoria, como lo es incorporar el ahorro casi sin darnos cuenta gracias a un método, todo es más fácil de llevar a la acción. A este método se lo conoce como Preahorro.

 

✅ ¿En qué consiste el método del preahorro?

A diferencia del método de ahorro tradicional donde ahorras lo que queda luego de descontar los gastos a tus ingresos, aquí lo que harás es realizar el ahorro en primer lugar. El ahorro pasa a formar parte de tus gastos fijos. O sea, la cantidad o porcentaje que hayas establecido de ahorro no la verás, ni siquiera pasará por tus manos.

Es un método práctico, fácil, asumible y automático.

 

✅ ¿Cómo empezar con el método del pre-ahorro?

A principio de cada mes deberás transferir a una cuenta bancaria específica para este fin una cantidad ya preestablecida de ahorro. Habrás escuchado las frases: “ahorro primero” o “pagate a tí primero”, pues es efectivamente eso, ya que estarás destinando un porcentaje de tus ingresos a tal fin.

A principio de cada mes deberás transferir a una cuenta bancaria específica para este fin una cantidad ya preestablecida de ahorro. Habrás escuchado las frases: “ahorro primero” o “pagate a tí primero”, pues es efectivamente eso, ya que estarás destinando un porcentaje de tus ingresos a tal fin.

Cada vez que recibas tu nómina o ingresos, apartas este dinero como un gasto más. Antes del pago de todos tus gastos, gastos como por ejemplo: hipoteca o el alquiler, antes de toda factura que debas cancelar ese mes.

 

✅ ¿Cuáles son los pasos del preahorro?

1.Piensa en una cantidad que puedas ahorrar cada mes sí o sí, pase lo que pase.

¿No lo sabes? Forzate a empezar con una cantidad. Aunque sean 20€, 30€… Algo. Más adelante ya la aumentarás a medida que te vayas sintiendo cada vez más cómodo/a. Esta cantidad puede ser muy personal, dependiendo de tus ingresos y de la situación laboral o familiar que tengas.

Ingresos netos mensuales Cantidad mínima a ahorrar
1000€ 100€ (10%)
1500€ 300€ (20%)
2000€ 600€ (30%)
2500€ 1000€ (40%)
A partir de 3000€ 1500€ (50%)

Comienza poco a poco, pero sigue siendo constante

2. Decide dónde lo enviarás

Para que funcione es importante usar otra cuenta bancaria distinta de la que percibes tu nómina. Investiga qué te ofrece el mercado, compara y decide en base a lo siguientes condiciones cuál es la cuenta ideal para tu ahorro.

🔸 Ser una cuenta bancaria a tu nombre sin tarjeta de crédito o débito asociada
🔸 Sin comisiones por mantenimiento ni transferencias ni penalizaciones ni comisiones.

Este análisis es el que suelo hacer con mis clientes en mi programa de finanzas conscientes. Revisar los productos financieros contratados, condiciones, comisiones, los pros y contras para poder tomar decisiones sobre si conservarlos o hacer cambios.

Si quieres agendar una sesión de valoración para tus finanzas personales, haz click aquí.

Si paga o no interés no tiene importancia. Aquí tu objetivo es el ahorro, ya pasaremos a la inversión cuando sea el momento. No obstante, si encuentras una cuenta remunerada, bien hecho.

3. Programa una transferencia periódica y automática

¡Esto es hacerlo fácil!. Programa para que cada mes se transfiera de manera automática tu parte de ahorro a otra cuenta bancaria.

¿Tu cabeza ya está pensando en todas las posibilidades o aun dudando de si esto del ahorro es para ti? Plantéate y acepta que si no puedes ahorrar es por un tema de prioridades y de vivir por encima de tus posibilidades.

✅ Empezar a ahorrar, ¿cómo hacerlo mejor todavía?

Te propongo que previamente lleves a cabo alguna de estas acciones.

👉 Lleva un presupuesto de ingresos y gastos

Esto te dará perspectiva porque podrás auditar tus gastos, identificando en qué y qué cantidades estás destinando a cada cosa. Revisa cuáles de estos gastos pueden disminuir o bien dejar de realizarlos.

Te dejo ejemplos de cómo puedes ahorrar en base a los gastos fijos que puedas tener:

  • En el supermercado: organiza un menú semanal, no vayas a comprar con hambre, hacer compras quincenales o semanales, fijarse en las promociones.
  • Eficiencia energética: revisa los horarios de tarifa plana, utilizar bombillas de bajo consumo, utilizar cisternas de doble descarga, revisar la potencia contratada
  • Economía colaborativa: No utilizar el vehículo privado para largas distancias: tren, bus o compartir coche, compartir suscripciones con más personas, reciclar ropa, comprar libros de segunda mano, comprar electrodomésticos con tara.

👉 Identifica los gastos hormiga.

Esos pequeños gastos sin planificar pero de consumo recurrente que pueden llegar a hundir tu economía, o en este caso disminuir tu base de ahorro. Entonces, los cafés diarios, desayunos fuera de casa, taxis, parkings, membresías sin sentido…¡fuera!

👉 Aumentar los ingresos extras.

Muchas veces me preguntan sobre distintas opciones para aumentar o generar más ingresos para poder destinarlo al ahorro. Aquí algunos ejemplos:

🔹 Alquilar una habitación

🔹 Vender cosas de segunda mano

🔹 Monetizar habilidades

🔹 Aprender idiomas

🔹 Ganar dinero con la afiliación

🔹 Aprender nuevas habilidades

🔹 Aprender a invertir

     

    ✍ Conclusiones

    Recuerdas que el cuarto punto sobre la formación de hábitos era hacerlo satisfactorio. 

    Si tu objetivo es incorporar el hábito del ahorro a tu estilo de vida es porque o bien quieres estar en orden con tus finanzas, sí, tener salud financiera, o bien porque quieres alcanzar la libertad financiera.  

    Cualquiera sea tu objetivo sin dudas será satisfactorio. 

    Si lo que necesitas es la ayuda de un profesional para darle orden y perspectiva a tus finanzas personales, puedes seguir leyendo sobre mi método de finanzas conscientes.

    Hasta el próximo artículo, ¡te deseo unas finanzas conscientes!

    Deja una respuesta